el follón

agosto 2, 2015 § Deja un comentario

Resulta cuanto menos curioso que los textos fundacionales del cristianismo se hayan convertido en un estorbo para la predicación. De ahí que topemos fácilmente con quienes están dispuestos a ofrecernos una rápida traducción: “en el fondo, lo que querían decir no es lo que parece, sino otra cosa”. Pero no todo es metáfora en los evangelios. Esto es evidente —o, al menos debería serlo— con respecto al tema de la resurrección. Aquí no se nos dice, solo que por medio de un lenguaje cargado de mito, que Jesús, por ejemplo, alcanzó la vida de Dios. Se nos dice, sencillamente, que Jesús fue rescatado corporalmente de la muerte por el poder de Dios. Lo que tenía que ocurrir en el fin de los tiempos, según la esperanza apocalíptica, ya ocurrió. Otro asunto es que no sepamos qué hacer con el kerygma cristiano. Pero lo que quizá no parece honesto es dar gato por liebre, no sea que los creyentes de hoy se den cuenta de que ya no es posible seguir diciendo lo mismo.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo el follón en la modificación.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: