paráfrasis de 1Re 19

julio 22, 2015 § Deja un comentario

Y, habiendo perdido a su esposa e hijos en las cámaras de gas, se arrodilló en un rincón del campo esperando un signo de la presencia de Dios. Y aceptó que acaso el mundo esté sostenido por las aguas profundas de la energía positiva, pero vió que ahí no estaba Dios. Y que quizá sea también cierto que cada una de nuestras vidas se halla regida por los astros, pero vió que ahí tampoco estaba Dios. Y que probablemente hubiera un más allá, una dimensión oculta de la existencia, pero que ahí tampoco estaba Dios. Finalmente, llegó el silencio de la noche, cubriendo al mismo tiempo la hierba que crecía exuberante y los cuerpos de los que fueron colgados durante el día.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo paráfrasis de 1Re 19 en la modificación.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: