Eckhart again

marzo 14, 2015 § Deja un comentario

Suele decirse que el Dios de los filósofos —ese absoluto impersonal— es un Dios al que, a diferencia del Dios de la fe, no se le puede rezar. De acuerdo. Sin embargo, ¿acaso no deberíamos decir lo mismo del Dios de los místicos, un Dios que fácilmente se identifica con la nada o, en su defecto, con las vaguedades del océano? Pues ¿qué nada —qué océano— podría ser al mismo tiempo un quién?

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo Eckhart again en la modificación.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: